Raticida IBYS 152

Fig 1. Anuncio publicitario del raticida IBYS 152 publicado en el periódico ABC en 1965.

En 1953 el Instituto de Biología y Sueroterapia [1] puso en el mercado el raticida IBYS 152. Fue uno de los primeros raticidas comercializados en España en incorporar un anticoagulante, el cual fue sintetizado por la propia institución [2] y que es similar a la warfarina. Existen cinco patentes atribuidas a estos laboratorios sobre procedimientos para la obtención de esta sustancia anticoagulante para protegerse de las patentes internacionales de la warfarina y otras materias activas similares [3]. IBYS 152 inauguró el empleo de una nueva generación de raticidas anticoagulantes. Con estos se dejaban atrás los raticidas de dosis aguda que requerían manos expertas y conllevaban numerosos peligros. IBYS 152 se convirtió en un producto de éxito debido a una gran campaña publicitaria y a sus excelentes resultados. Durante dos decenios, este raticida monopolizó el mercado. Sin cosechar el mismo éxito, otros raticidas anticoagulantes fueron comercializados en España en las misma década como Tomorín de Geigy (1952), Bliz de Zeltia (1953) o Muriton de Faes (195?). Además de comercializar este raticida, el Instituto IBYS creó una división de control de plagas para realizar desratizaciones. Apoyados en su experiencia y conocimientos fueron contratados por diferentes administraciones para poner coto a la proliferación de roedores. Durante años esta empresa fue uno de los grandes actores en las grandes desratizaciones de nuestro país. En 1966, por nombrar un ejemplo, el Ayuntamiento de Madrid empezó las campañas periódicas de desratización, cuya contrata se concedió al Instituto IBYS [4]. Este éxito estaba sustentado sobre una sólida base, ya que se trataba un laboratorio importante con muchos años de rodaje, ya que fue fundado en 1919.

Fig 2. Anuncio de IBYS 152-S publicado en la revista Agricultura en 1970.

IBYS 152 se vendía en en polvo y soluble. El cebo en polvo fue el primer formulado que apareció y consistía en harinas molidas mezcladas con el anticoagulante. Posteriormente apareció el cebo en forma de grano. Se vendía en envases de 100, 150, 250 y 500 gramos, y de 1 y 5 kilos. El formulado soluble se vendía en bolsitas de 50 gramos para mezclar con agua y así obtener 1 litro de caldo. La composición de este raticida permaneció inalterada hasta que a mediados de 1966 apareció IBYS 152 S. En la nueva composición se le añadió sulfisoxazol, razón por la cual se le añadió la letra ‘s’ al nombre. El sulfisoxazol es un compuesto de la familia de las sulfamidas que fue añadido a causa de la aparición de resistencias al uso intensivo que se hizo de los anticoagulantes de primera generación. Para matar una rata con un raticida a base de warfarina o de otro compuesto de esta familia es necesario que una rata ingiera pequeñas cantidades del producto durante al menos 5 días seguidos. La warfarina, como es sabido, inhibe la producción de factores de coagulación que dependen de la vitamina K. A causa de esto, la rata deja de producir coagulantes y muere por derrames internos. Parece ser que con el tiempo, las ratas fueron desarrollando microbios intestinales que sintetizaban la vitamina K, los cuales suplían la acción contraria que efectuaba la warfarina. La función, pues, de esta sulfamida que se añadió era la de eliminar las bacterias del intestino, con lo cual dejaban de aportar vitamina K. Hay que decir que en la adición de la sulfamida el Instituto IBYS fue un poco por detrás de la competencia. Dos años antes, en 1964, los laboratorios FAES de Bilbao comercializaron el raticida Muriton S que contenía sulfaquinoxalina.

Desconozco hasta qué año el Instituto IBYS comercializó esta marca. Si tenemos en cuenta la publicidad aparecida en la prensa, hay que decir que podemos encontrarla hasta mediados de la década de 1970. Imagino que IBYS 152 S debió de estar en el mercado hasta mediados de la década de 1980. A principios de esta década, IBYS pasó a manos de la empresa Antibióticos. En 1987, el grupo italiano Montedison adquirió Antibióticos y reordenó las actividades de las filiales. IBYS fue escindida separando la actividad industrial de la actividad de distribución. Pienso quizás que, con el tiempo, la fuerte competencia en el mercado de productos y servicios de control de plagas debía hacer que cada vez esta división representara una porción menor en los balances de IBYS. No es de extrañar que los nuevos propietarios vendieran la división a alguna empresa. Sería interesante saber qué pasó. A principios de la década de 1990, IBYS quedó totalmente absorbida. Ya para finalizar, haré mención del Ratonicida IBYS que fue comercializado hacia 1978 (figura 3). Un producto pensado para el exterminio de ratones a base de un anticoagulante y calciferol (vitamina D2) [5].

Notas:

[1] El Instituto de Biología y Sueroterapia fue constituido en mayo de 1919 en Madrid. Fue situada su sede en la calle Bravo Murillo 45 de Madrid. Posteriormente pasó al número 53 de la misma calle. IBYS nació de la necesidad que había en la época de crear una industria farmacéutica en España. En el primer consejo de administración figuraron personalidades relevantes de nuestra medicina como los doctores Carlos María Cortezo, Gregorio Marañón, José Madinaveitia o Augusto Pi Suñer.

[2] Sintetizó la 3-(alfa-fenil-beta-acetil)-etil-4-hidroxi-cumarina, compuesto parecido a la warfarina.

[3] Enero de 1955: PROCEDIMIENTO DE OBTENCIÓN DE COMPUESTOS ANTICOAGULANTES MEDIANTE CONDENSACIÓN DE CETONAS a-ß NO SATURADAS DE 4-HIDROXICUMARINA. Marzo de 1957: PROCEDIMIENTO DE OBTENCIÓN DE UNA CUMARINA SUSTITUÍDA. Marzo de 1959: PROCEDIMIENTO DE OBTENCIÓN DE SALES ALCALINAS DE DERIVADOS DE LA 4-HIDROXICUMARINA. Octubre de 1959: PROCEDIMIENTO DE OBTENCIÓN Y ESTABILIZACIÓN DE COMPUESTOS ANTICOAGULANTES HIDROSOLUBLES. Abril de 1965: PROCEDIMIENTO DE OBTENCION DE PRODUCTOS RODENTICIDAS ANTICOAGULANTES SOLUBLES.

[4] La desratización sólo llega a una de cada siete ratas (Ismael Fuente Lafuente, El País, 9 de octubre de 1979).

[5] ABC, viernes, 10 de noviembre de 1978, página 46.

Fig 3. Anuncio publicitario publicado en La Vanguardia el jueves 23 de noviembre de 1978, página 23.

Fig 4.

Fig 4. Anuncio aparecido en la revista Zoo publicada por el Parque Zoológico de Barcelona, número 1, 1962.

4 comentarios en “Raticida IBYS 152

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.