Culiseta annulata (Diptera, Culicidae), junto al río Gurri, Taradell

Fig 1. Cisternas con agua acumulada junto al río Gurri, Taradell./ C. Pradera 04-2022

C. Pradera, Barcelona, 01-05-2022

A mediados del pasado mes de abril encontré unas cisternas de fibra de vidrio en un huerto junto al río Gurri, en el término municipal de Taradell, Osona (figura 1). El huerto se encuentra cerca de la carretera BV-5305 que lleva a Sant Miquel de Balenyà, a 560 metros de altitud. Pasé por allí y bajé al río para ver si encontraba algún charco en el margen con larvas de Aedes vexans. No encontré lo que buscaba, pero sí dos cisternas con agua y larvas de mosquito (figura 2). Recolecté una muestra. A simple vista vi dos especies. Con la ayuda de la lupa de bolsillo observé que tenía Culex hortensis y alguna especie del género Culiseta. En casa, confirmé que solo había dos especies, Culex (Mailotia) hortensis y Culiseta (Culiseta) annulata.

He dedicado algunas entradas a la primera especie [1]. Es común y cría en acumulaciones de agua naturales y artificiales hasta cerca de los 1.800 m. de altitud [2]. En las imágenes 20 y 21 se puede ver una larva y su característico sifón. Ahora bien, a la segunda especie no le he dedicado espacio en el blog. No es una especie abundante como Culiseta longiareolata, pero tampoco es una especie rara. Además no es una especie fácil de identificar. Se puede confundir con otras del subgénero Culiseta al que pertenece. En el noreste de la Península Ibérica tenemos Cs. annulata y Cs. subochrea que se pueden confundir. He tomado fotografías de larvas y adultos para dar detalle de su identificación.

Fig 2. Cisterna con agua de lluvia./ C. Pradera 04-2022

He utilizado las claves dicotómicas de la segunda edición de ‘Mosquitoes and their control’ de Becker et. al. [3]. Las larvas del género Culiseta tiene un sifón grueso que se puede confundir con el del género Aedes. La diferencia está en la posición de la brocha sifónica. En Culiseta se encuentra cerca de la base, en la parte baja del sifón entre los pelos del peine (figura 3). En Aedes la brocha sifónica está por encima del peine en la parte media del sifón. Respecto al subgénero Culiseta, el peine está formado por sedas largas en la parte medida del sifón (figura 3).

En este punto, para saber si estamos ante annulata o subochrea, hay que mirar con la lupa binocular una larva del estadio IV, el último antes de pasar a pupa. Hay que buscar las setas del postclípeo en la cabeza de la larva y medir la distancia entre ellas. En la imagen número 4 indico la ubicación de las sedas y la distancia que hay que medir. Con una fotografía y con la ayuda de un programa de tratamiento de imágenes se puede medir. En la imagen número 6, hay un recorte del libro de Becker et. al. con la dicotomía. Si la distancia entre las setas 4c es igual o mayor que entre las setas 5c, estamos ante annulipes, como es el caso. Y si la distancia entre las setas 4c es menor que entre las setas 5c, estamos ante subochrea.

Fig 3. Sifón de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

En el caso de los adultos, necesitamos también la lupa binocular. Lo primero buscar las setas preespriaculares en el lateral del pronoto. Si están presentes, estamos antes el género Culiseta (figura 7). Luego observamos un patrón determinado de manchas blancas sobre el tarso de las patas posteriores (figura 8). En la imagen número 10, se puede ver otro recorte del libro de Becker et. al. con el patrón del subgénero Culiseta. Y también está indicada la diferencia en la venación alar entre annulata y subochrea. El el caso de annulata las venas transversales r-m y m-cu se encuentran alineadas. Esto se puede ver en la imagen 11. En el resto de imágenes, se pueden ver machos y hembras adultas de la muestra que recolecté.

Respecto a su distribución, Cs. annulata tiene una amplia distribución por toda Europa según Becker et. al. Explican que es más común en el norte que en el sur y parece que reemplaza a Cs. longiareolata. También ocupa el norte de África, Asia Menor y el suroeste de Asia. La hembra adulta pasa el invierno a refugio. La puesta es de aproximadamente 200 huevos. Puede realizar entre 1 y 3 generaciones por año dependiendo de la latitud. Su ciclo de reproducción va de primavera a otoño.

Fig 4. Posición de las sedas postclipeales de Ca. annulata./ C. Pradera 04-2022

Dato importante es saber qué sangre busca la hembra para el desarrollo de los huevos. Según Becker et. al., pican principalmente a mamíferos. Al principio de la primavera tienen actividad diurna y pican a personas y mamíferos, pero en los meses de verano su actividad es más nocturna. Pueden acceder a interiores a picar a personas o animales domésticos. Sin embargo, también dicen que ocasionalmente también pueden alimentarse de sangre de aves. En este punto, doy un dato justo del pasado miércoles. Estuve en una granja en el Prat de Llobregat donde recolecté una hembra de Ca. annulata de un gran gallinero.

Para finalizar, destacar que es un mosquito de importancia médica. Es potencial vector del virus Tahyna y de algunos plasmodios en aves. Es interesante el virus Tahyna que afecta a mamíferos y está distribuido por Europa, Asia y África. Puede ser transmitido por especies del género Culex, Culiseta y Aedes. Se trata de una zoonosis que puede pasar a las personas. Produce síntomas parecidos a los de la gripe como fiebre, dolor de cabeza, malestar general, conjuntivitis, faringitis y náuseas. Cosa importante es que no es mortal [4].

Notas:

[1] C. Pradera. 17-09-2017. Culex hortensis (Diptera, Culicidae) en la fuente de Norís, Pallars Sobirà. El desinsectador y desratizador.

[2] R. Bueno Marí, F.A. Chordá Olmos, A. Bernués Bañeres & R. Jiménez Peydró. 2009. Aportaciones al conocimiento de los mosquitos (Diptera, Culicidae) de alta montaña presentes en la Península Ibérica. Pirineos, 164: 49-68.

[3] N. Becker, D. Petric, M. Zgomba, C. Boase, M.B. Madon, C. Dahl & A. Kaiser. 2010. Mosquitoes and their control. Second Edition. Springer Heidelberg Dordrecht, London-New York. 577 p.

[4] Wikipedia. Tahyna orthobunyavirus. Enlace: en.wikipedia.org/wiki/Tahyna_orthobunyavirus (consulta: 01-05-2022).

Fig 5. Larva de último estadio (IV) de Ca. annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 6. Becker et. al. (2010), pág. 160.

Fig 7. Setas preespiraculares en adulto de Ca. annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 9. Patrón de manchas blancas sobre tarsos traseros de macho de Ca. annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 10. Becker et. al. (2010), pág. 110.

Fig 11. Ala de adulto de Ca. annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 12. Hembra de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 13. Hembra de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 14. Hembra de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 15. Macho de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 16. Macho de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 17. Macho de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 18. Macho de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 19. Macho de Culiseta annulata./ C. Pradera 04-2022

Fig 20. Larva de Culex hortensis./ C. Pradera 04-2022

Fig 21. Larva de Culex hortensis./ C. Pradera 04-2022

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.