Imágenes de larvas y adultos de Culiseta longiareolata (Diptera, Culicidae)

Fig 1. Mosquito macho Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

C. Pradera, Barcelona, 01-08-2016

He estado entretenido tomando fotografías de larvas y adultos de Culiseta longiareolata. Es el mosquito más grande que se puede encontrar en la zona donde vivo. Y también de los más abundantes junto al mosquito común (Culex pipiens) y al mosquito tigre (Aedes albopictus). De estas tres especies el mosquito que tiene una mayor capacidad plástica de colonizar una gran variedad de acumulaciones de agua es C. pipiens. Además la larva se puede desarrollar en aguas sucias. Después estaría C. longiareolata y luego A. albopictus. Esta última especie se desarrollaría en pequeñas acumulaciones de agua, pero también en algunas de tamaño medio si se encuentran resguardadas. Aunque Culex pipiens gana de largo.

Si uno se acerca a una acumulación de agua a partir de primavera como es el caso de un imbornal de la vía pública, seguramente encuentre larvas de ambas especies. Ahora bien, C. longiareolata se la puede encontrar todo el año en lugares con agua permanente [1]. Eso es así porque esta especie pasa el invierno en estadio de larva, mientras que C. pipiens lo hace en estadio adulto y A. albopictus en estadio de huevo.

En el río Bassí en Prats del Lluçanès (Barcelona), a 700 metros de altitud, recolecté larvas de C. pipiens y de C. longiareolata. Como se puede ver en las imágenes 7 y 8, donde muestro larvas de estas dos especies, C. longiareolata es mayor. También lo es el adulto. Y como se puede tanto la larva como el adulto de esta especie es de las más fáciles de identificar. Por lo menos a mí me lo parece. Tiene unas características que marcan la diferencia con otras especies. La larva tiene el sifón corto y surcado de dos hileras de espinas (figura 9). El adulto tiene bien marcadas las líneas del tórax y en las patas aparecen bien contrastadas manchas oscuras y claras (figuras 3 y 4).

De vez en cuando, alguna hembra de C. longiareolata entra en una habitación de casa y se posa sobre la pare alta de una pared. No la persigo como hago cuando me encuentro una hembra de C. pipiens o una A. albopictus, ya que dicen los expertos que se alimenta básicamente de sangre de pájaros. Aunque también he leído que esta ornitofilia puede enriquecerse picando a un humano de manera ocasional de manera puntual y solo en interiores. De hecho, C. pipens es también ornitofílico, pero en  interiores no duda en picarnos. Y como sabemos, A. albopictus nos perseguirá por cualquier lugar.

Addenda. Al final, en las imágenes 11 a 15 se pueden ver larvas de C. longiareolata en una piscina municipal al aire libre. Tomé las imágenes en enero de 2020 en Roda de Ter. Una parte de la piscina estaba cubierta por hielo. La temperatura del agua era de 3’4ºC. También había pupas.

Notas:

[1] C. Pradera. 14-11-2016. Culiseta longirareolata (Diptera, Culicidae) en un abrevadero a 1163 metros. El desinsectador y desratizador.

Fig 2. Mosquito macho Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 3. Mosquito hembra Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 4. Mosquito hembra Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 5. Mosquito hembra Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 6. Mosquito hembra Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 7. Larvas de Culex pipiens y Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 8. Larvas de Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 9. Larvas de Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 10. Larva de Culiseta longiareolata./ C. Pradera 08-2016

Fig 11. Larvas de Culiseta longiareolata en invierno en una piscina al aire libre en Roda de Ter./ C. Pradera 01-2020

Fig 12. Larvas de Culiseta longiareolata en invierno en una piscina al aire libre en Roda de Ter./ C. Pradera 01-2020

Fig 13. Larvas de Culiseta longiareolata en invierno en una piscina al aire libre en Roda de Ter./ C. Pradera 01-2020

Fig 14. Larvas de Culiseta longiareolata en invierno en una piscina al aire libre en Roda de Ter./ C. Pradera 01-2020

Fig 15. Larvas de Culiseta longiareolata en invierno en una piscina al aire libre en Roda de Ter./ C. Pradera 01-2020

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .