Primera picadura del año de mosquito tigre

Fig 1. Mosquito tigre lleno de sangre./ Desinsectador 2015

Hace cosa de un rato estaba escribiendo un posteo cuando he notado que en mi pie izquierdo algo no iba bien. He empezado a notar un picor localizado cerca de la planta del pie. Lo primero que me ha venido a la cabeza es que me había picado algo. He pensado en un flebotomo porque estaba oscureciendo y es época. Pero luego he pensado que podía ser un mosquito. Me he agachado para observar y he visto un mosquito tigre, Aedes albopictus. Vaya. Mi primera picadura del año producida por esta especie. No en cambio por mosquito común, Culex pipiens, porque en el mes de febrero tuve una noche que lidiar con uno. He cogido la cámara y le he hecho la fotografía que se puede ver arriba. Se puede ver una hembra bien llena de mi sangre. Pero para mí que podría estar un poco más llena. Y es por ello que, en vez de irse, estaba sobre la pared de un mueble esperando otra oportunidad.

En el barrio donde vivo apareció este mosquito en el verano de 2009. Recuerdo que algunos vecinos tuvieron una fuerte reacción alérgica a su picadura. A una vecina le apareció una mancha roja de casi un palmo de diámetro en la zona de la pierna donde le picó. Tardó mucho en desaparecerle. La primera picadura la recibí una mañana de ese año. Noté unos fuertes picores. Evité la tentación de rascarme y al cabo de un rato pasaron las sensaciones desagradables. Me puse muy contento al ver que mi cuerpo había reaccionado bien. Al principio, los vecinos estábamos alarmados. Al segundo año, el mosquito tigre continuó siendo tema de conversaciones. Pero al tercero, ya nos acostumbramos a su presencia. Nuestros cuerpos se insensibilizaron.

Este mismo proceso de normalización, ha tenido lugar en todas las poblaciones ha donde ha ido llegando el mosquito tigre. Al principio se llenan los ambulatorios con gente con picaduras. Los ayuntamientos se preocupan y editan trípticos informativos. Se establecen planes de control para tratar las acumulaciones de agua. Pero luego, se va normalizando la situación y disminuyen las quejas. Sin embargo, su presencia no deja de crecer. El mosquito tigre ha llegado para quedarse. En la población donde vivo, por ejemplo, se tratan los imbornales sifónicos. Aunque con poco éxito, porque en seguida este mosquito recoloniza un espacio tan atractivo. Luego hay zonas con mucha densidad. Las zonas periurbanas y las urbanizaciones residenciales en las que abundan los jardines son en las que está más presente..

2 comentarios en “Primera picadura del año de mosquito tigre

    • desinsectador dijo:

      Una puntualización. Si usas el término “mosquito del dengue” para referirte al mosquito egipcio (Aedes aegypti) no es correcto, ya que el mosquito tigre (Aedes albopictus) también transmite el virus del dengue. Ambos mosquitos son transmisores de arbovirus como dengue, fiebre amarilla y chikungunya, entre otros.

      Diferenciar entre especies de mosquitos no es fácil, pero por suerte este par de mosquitos tiene un detalle que facilita su identificación. El mosquito tigre tiene una línea blanca, gruesa, recta y central que atraviesa el pronoto (parte del tórax entre la cabeza y las alas) muy característica:

      En cambio, el mosquito egipcio tiene dos líneas finas, blancas, rectas y centrales que atraviesan el pronoto. Además tiene dos líneas gruesas, curvas y blancas en los laterales del pronoto:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s