Brúster de Inorgosa, ¿primera laca insecticida?

Foto 1. Lata de insecticida Brúster.

Foto 1. Lata de insecticida Brúster.

Hace tiempo que busco información histórica sobre la laca insecticida. Sé que las lacas empezaron a usarse en la década de 1960. Su uso fue revolucionario, ya que ofrecía un tipo de aplicación que superaba en ventajas al espolvoreo o a la pulverización para luchar contra insectos rastreros. Con un espolvoreo o una pulverización se consigue menos persistencia que fijando el insecticida mediante una película que se adhiera a una superficie. Incluso este tipo de aplicación es superior al uso de fumígenos, ya que una vez ventiladas las zonas tratadas desaparece la mayor parte del insecticida. El único punto en contra es que la laca insecticida ha de aplicarse sobre superficies limpias y no porosas. El tema de las lacas me interesa mucho, aunque es poca la información que tengo. Me gustaría saber con exactitud qué productos químicos son necesarios para crear esta película adhesiva. Hace años tuve la suerte de conversar con un señor que montó una empresa de control de plagas en México. Me explicó que se llevó para allá la idea de aplicar lacas insecticidas, lo cual le dio una ventaja competitiva sobre el resto de empresas. Los clientes estaban encantados y el negocio floreció, hasta que algo pasó con los socios y tuvo que vender su participación. Su idea fue la de fabricar en aquél país la laca, aunque tuvo algunos problemas al principio. Me explicó que en la composición de la laca entra la caseína y tuvo que realizar trámites administrativos para que se la dejaran importar. La caseína es la principal proteína de la leche y del queso, con la que se elaboran colas no solubles en agua. Investigaré sobre la composición de las lacas.

Foto 1.

Foto 1. Anuncio del insecticida Brúter de inorgosa aparecido en 1961 en el periódico La Vanguardia.

El asunto de este posteo es que he encontrado un producto que se vendió en la década de 1960 y me pregunto si se trata de la primera laca insecticida. Este producto es el insecticida Brúster que fue fabricado por Industrias Orgánicas Gomis SA (Inorgosa), con sede en Vía Layetana 39 de Barcelona. Fue manufacturado bajo licencia de la casa alemana Werke Minerale Ole AG de Köln. Brúster fue un insecticida publicitado en la prensa escrita. Consultando las hemerotecas de los periódicos ABC y La Vanguardia, he podido ver que el primer anuncio apareció en 1961 y el último en 1967. Son anuncios a toda página por lo que esto implica que hubo un presupuesto importante para la campaña de promoción. En la fotografía número 2 se puede ver el anuncio de 1961. En este anuncio se lee que Brúster se usa una sola vez y elimina los insectos todo el verano. Se publicita diciendo que es un “insecticida DISTINTO y se aplica de forma DIFERENTE”. Transcribo el texto del anuncio:

«BRUSTER no debe nunca ser pulverizado al aire, como se hace con los otros insecticidas hasta ahora conocidos.

BRUSTER debe pulverizarse uniformemente y a poca distancia, siempre sobre paredes, techos, puertas, persianas y muebles o enseres.

BRUSTER pulverizado NO MANCHA.

BRUSTER deja, sobre los objetos, una película invisible de gran potencia insecticida, cuya eficacia permanece durante varios meses.

BRUSTER pulverizado así  una sola vez, le liberará definitivamente, por todo el verano, de las moscas, mosquitos, chinches, cucarachas, escarabajos, hormigas, polilla, carcoma de los muebles, arañas, termites, etc.»

Una descripción muy clara del poder de una laca insecticida. Ciertamente, rociar toda la casa con Brúster tenía que ser letal. No quiero imaginarme el pestazo de debía emanar de una estancia rociada con Brúster. En el texto no se menciona en ningún lugar que no huela. Por desgracia, el mal olor de un insecticida parece proporcional a su eficacia. Cuanto más pestilente, mejor. Hoy en día, quienes nos dedicamos al control de plagas todavía tenemos que oír de los clientes que, si no huele, es que no hemos echado suficiente producto o que no es bueno. Importante es que en el anuncio se dice que ”no mancha”.  Cosa que dudo, porque las lacas insecticidas con el tiempo se degradan y amarillean. Quizás, en aquella época en que fumaba hasta el canario, tal pátina amarilla sobre las paredes ni se notaba.

Anuncio del insecticida Brúter de inorgosa aparecido en 1961 en el periódico La Vanguardia.

Anuncio del insecticida Brúter de inorgosa aparecido en 1967 en el periódico La Vanguardia.

La descripción que se hace en el anuncio es la de una laca insecticida en toda regla. Claro que no aparece el término laca insecticida con que hoy en día nombramos a este tipo de productos. Este concepto  debió de ser acuñado posteriormente. En el anuncio de 1967 aparece ya el término “película inmunicida”. Sobre su aplicación da algún detalle más y se dice que ha de ser pulverizado “a distancia de unos 20 centímetros, sobre paredes, muebles y ventanas”. En este texto desaparece el pulverizado sobre enseres. Brúster no era un producto inocuo, pulverizarlo sobre determinadas cosas debió de comportar un problema. No dudo que debió de haber intoxicaciones con este producto. Brúster fue vendido en latas para aplicar mediante el clásico pulverizador de émbolo. En la página de subastas todocolección.net hay, en estos momentos, un par de latas a la venta. Pregunté a uno de los vendedores sobre su composición, porque en ningún anuncio se especifica qué insecticida contiene. Esto es curioso, porque en la mayor parte de los anuncios de la época se especificaba el biocida usado, ya que era todo un símbolo de la eficacia. El vendedor Vsg, me respondió esto:

«La composición es: hidrocarburos clorados 1%, orgánicos clorados 5% y otras materias 94%. NO dice otra cosa.»

De esta composición entiendo que el 5% estaba formado por biocidas organoclorados. Es raro que en la lata no se indicase el nombre del biocida. En esa época había muchos organoclorados en el mercado. Una forma de saber cuál podría ser, es recurrir a ver los productos que Inorgosa tenía registrado para uso agrícola. Por suerte esta información es consultable en internet a través de la página del Ministerio de Agricultura, el cual ha colgado el Registro Oficila de Productos y Material Fitosanitario. Los biocidas organoclorados que Inorgosa usaba en sus productos eran, nada más y nada menos, que clordano, DDT, endrín, HCH-técnico y lindano (isómero gamma del HCH). Es decir, todo lo bueno y bonito de la época. Pienso que el hecho de no especificar qué biocidas contiene la lata es porque debía de ser una mezcla de estos. Muchos productos de la época contenían DDT y lindano. En resumen, esta primera laca insecticida debía ser mortífera. Seguiré investigando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .