Domos de Formica lugubris en Boavi (Pallars Sobirà)

Fig 1. Llano de Boavi, Pallars Sobirà (Lleida), con el bosques de abetos al fondo donde vive Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Encontré domos de hormiga roja de la especie Formica lugubris en una excursión que hice al llano de Boavi, en el Pallars Sobirà (Lleida). Para quienes no conozcan este paraje, diré que es una gran esplanada situada a 1.450 metros de altitud. Es de gran belleza. Está enclavado en plena cordillera de los Pirineos, rodeado en su parte alta por montañas de hasta 2.500 metros. Durante la primavera el paisaje es espléndido. Las nieves acumuladas durante el invierno se van fundiendo y dejan un paisaje húmedo. Descienden arroyos vigorosos por todas partes y cruzan el llano convirtiéndolo en un vergel. Estos numerosos cursos de agua desaguan en un curso principal llamado Noguera de Lladorre que corre por el valle hasta cambiar su nombre por el de Noguera de Cardós a la altura de Tavascán.

Fig 2. Vista desde el puente que lleva a la cascada de Broate./ Desinsectador 04-2017

En el Llano de Boavi pasamos mi mujer y yo toda una mañana disfrutando del paisaje. Me entretuve buscando especies de hormigas, algunas de las cuales aproveché para fotografiar y tomar muestras para su estudio en casa. Emprendimos un pequeño ascenso siguiendo el curso principal de agua para poder disfrutar de la cascada de Broate. El camino empieza en la parte alta del llano de Boavi donde se encuentra un puente que vadea el río a 1.475 m. Un camino bien indicado asciende por la vertiente de umbría a través de un magnífico bosque de abetos. Observé que numerosos ejemplares tenían un grueso tronco imposible de abrazar, lo cual indicaba que eran más que centenarios. Sin embargo, cuando estábamos a punto de llegar, nos encontramos bastante nieve acumulada que nos cortaba el camino. Nuestra excursión se vio truncada a pesar de que yo intenté seguir. Pero mi mujer, posiblemente con más cabeza que yo, se opuso con determinación. Desistí con desencanto, pero tuve tan buena suerte que allí donde mi mujer se plantó había un gran domo de Formica lugubris, cosa que me hizo feliz.

Fig 3. Domo de Formica lugubris a 1.700 m./ Desinsectador 04-2017

En la imagen número 3, se puede ver el nido de tan laboriosa hormiga que construye con acículas y ramitas. Es bien bonito de ver. Un gran trabajo que permite a algunas especies del género Formica el poder vivir en una zona tan alta y fría. Y no solo vivir, sino ser numerosa población y con individuos de gran tamaño. Las obreras miden entre 4 y 9 mm. Calculo que este domo estaba a unos 1.700 metros. Medía unos 70 cm de altura, aunque su medición es difícil, ya que estaba en vertiente. Además de este domo, encontré otros. En las imágenes 12 y 13, se puede ver un domo de menor tamaño. Y en las imágenes 14 y 15 se puede ver uno muy pequeño. La base es de unos 50 cm de largo y de altura no creo que tuviera más de 20 cm. Entiendo que este domo es nuevo y tendrá poco tiempo.

Fig 4. Domo de Formica lugubris. Tiene unos 80 cm de altura y se encuentra en un terreno con desnivel./ Desinsectador 04-2017

Junto a Formica lugubris, en los Pirineos también se encuentran otras dos especies que construyen montículos como son Formica rufa y Formica pratensis. Cada una de estas especies ocupa un espacio y altitud determinadas. De modo genérico,  se puede establecer que Formica pratensis se encuentra por debajo de los 1.000 m; Formica rufa, entre los 1.000 y 2.000 m; y Formica lugubris a partir de los 2.000 m. Por tanto es la especie que soporta temperaturas más bajas. Es por ello que la zona para ubicar sus domos es en el interior de bosques donde el sol no calienta de manera directa. Puede formar domos de hasta 1’5 metros de altura, lo cual me encantaría poder ver. De hecho, tengo planeado volver en un futuro próximo a esta zona. Me gustaría ascender en verano por este camino que atraviesa un frondoso bosque de abetos a partir de los 2.000 m al pie del Cap de Broate. Me gustaría poder ver la enjambrazón que tiene lugar entre mayo y julio.

Notas:

[1] C. Lebas, C. Galkowski, R. Blatrix & P. Wegnez: Guía de campo de las hormigas de Europa Occidental. Editorial Omega, Barcelona, 2017, ISBN 978-84-282-1663-0.

Fig 5. Domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 6. Domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 7. Domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 8. Obreras de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 9. Obreras de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 10. Obreras de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 11. Obreras de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 12. Domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 13. Domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 14. Pequeño domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Fig 15. Pequeño domo de Formica lugubris./ Desinsectador 04-2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s